Hacer el bien es apasionante

Uno de los principales obstaculos para "vender" el bien es no saberlo hacer atractivo. Existe la opinión, bastante generalizada, de que basta con no hacer nada malo para ser bueno. De esta manera lo bueno aparece como algo aburrido o pesado y consiste básicamente en evitar los vicios. Incluso, en ocasiones, la maldad se disimula como debilidad y se hace risa y trivializa el mal.

Ningún ser vivo tiene la capacidad que tiene el hombre de hacer el bien o el mal. El actuar de los animales no puede calificarse moralmente, su acciones se rigen exclusivamente por el instinto. Los seres humanos también poseemos instintos, pero lo que define nuestra humanidad es precisamente la capacidad de elegir actuar en contra de ellos cuando nos dañan.

Tanto en la educación de los hijos como en el actuar cotidiano debemos reivindicar la capacidad del ser humano de hacer el bien y la felicidad que supone. Lejos de identificar lo bueno con lo aburrido, lo negativo o el no hacer nada, hacer el bien supone una apasionante y positiva tarea.

3 comentarios sobre “Hacer el bien es apasionante

Agrega el tuyo

  1. Me he suscrito para las novedades del sitio. No lo conocía y me parece estupendo. Te enlazaré en cuanto pueda. Ahora estoy atrasada con muchas cosas jeje.
    Tus enlaces los investigaré. De entrada me parecen bien. Veremos cual me sirve.
    Felicitaciones y ¡ánimo también tú!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: