El trabajo como fuente de alegría

Existe la creencia generalizada de que el trabajo es un castigo. Se trata de una vieja afirmación cuyo origen es una lectura incorrecta del Libro del Génesis. Según esa idea el trabajo sería un castigo de Dios a la humanidad al haberse rebelado Adán y Eva contra Él. Quienes esto interpretan no tienen en cuenta que el mismo Libro, mucho antes,  se refiere al trabajo como participación del hombre en la obra de la Creación. Por tanto el cansancio o maldición es consecuencia del pecado original y no parte consustancial del trabajo.

Hay quienes lo consideran únicamente como fuente de ingresos, otros lo usan para escalar posiciones sociales o prestigio, algo que no está mal si éste se situa en su lugar y no como fin último. Algunos no conceden trascendencia a su trabajo y lo hacen de cualquier manera, incluso si pueden no trabajan o trabajan menos. Por el contrario hay quien hace del trabajo el centro de su vida y cayendo en la profesionalitis. Indudablemente actitudes ante el trabajo como las descritas hacen que este sea percibido como un castigo que, además, suele afectar a la vida personal y familiar.

Para una persona equilibrada acabar bien el trabajo, sea cual sea, debe suponer una honda satisfacción producto de la labor bien hecha. Es importante la actitud con la que se afronta y la motivación que nos dirige. Me parece muy útil e interesante recuperar el origen primero del trabajo, para ello puede ser de eficaz ayuda conocer la Doctrina Social de la Iglesia y algunos documentos papales de los últimos siglos sobre el sentido del trabajo.

Sin dudarlo me sumo a la idea del profesor García Hoz de que el trabajo puede ser fuente de alegría.

3 comentarios sobre “El trabajo como fuente de alegría

Agrega el tuyo

  1. Laura no se que tiene que ver la loteria con hacer bien el trabajo y que sea fuente de alegria. Una cosa es el dinero y otra el trabajo, en lo unico que coinciden es en que para ganar dinero hay que trabajar ….. a no ser que te toque la loteria, claro jaja. El trabajo puede ser una fuente de alegria, a cada uno le corresponde personalmente que asi sea, no es automático. Un trabajo chapucero y mas hecho nunca puede serlo. Saludos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: