Cuando la intimidad se reduce a la cama

En una entrevista el Juez de Familia Francisco Serrano da con un dato que me parece clave para comprender los altos índices de fracaso matrimonial. Afirma que un motivo por el que muchas parejas no se aguantan ocurre cuando la conforman personas que son grandes desconocidas y cuyas esferas de intimidad se reducen al contacto sexual.

¡Señoras y señores este es el meollo de la cuestión!. Lo he escrito en alguna ocasión, hay demasiados matrimonios que, una vez pasada la época de las sensaciones placenteras, parecen una agencia de gestión, sus conversaciones se limitan a hablar de recibos bancarios, de los programas de televisión, de los problemas de otros y, eso sí, de vez en cuando un desahogo en la cama.

Con este cuadro es imposible construir un matrimonio. Se trata en el mejor de los casos de una mera convivencia. No es extraño por tanto que en cuanto la ley permite el divorcio por 400 euros los divorcios se disparen.

El matrimonio es algo mucho más grande, más sublime, más humano y por eso nunca podrá ser equiparado a una mera relación de convivencia por muchas leyes que se aprueben. Casarse supone comenzar una nueva vida basada en algo mucho más consistente que el enamoramiento o el sexo, piezas importantes sin duda. Hay que conjugar el compromiso, la entrega, las ilusiones y las luchas internas por ser mejores y por querer mejor, no sólo al principio sino cada día y siempre.

Reducir la esfera de intimidad entre dos personas a la cama tiene otro nombre. 
Anuncios
Entrada siguiente
Deja un comentario

6 comentarios

  1. Es fundamental en una pareja pasar la mayor cantidad de tiempo posible juntos. Creo que es imposible mantener una relación que se limita a dos horas diarias antes de ir a la cama. La comunicación y el afecto son imprescindibles para mantener un matrimonio. Un saludo.

    Responder
  2. Es paradójico -como tantas verdades- aquello de “Tan importante como mirarse el uno al otro es mirar ambos en la misma dirección”, “fuera” de los dos como si dijéramos… En el matrimonio (exactamente como en la amistad): tener intereses amplios y profundos, comunicárselos mutuamente, ¡”horizontes”, por favor, no ramplonería!

    Responder
  3. teresa garcia gonzalez

     /  10 febrero, 2009

    Por eso mismo pienso que muchos de los problemas, o síntomas de muerte que nos acucian parten de lo que las parejas lleven dentro al casarse, o al vivir juntas. Si ese punto está hipotecado, todo lo demás será quebradizo, parcial,porque se está viviendo en una base poco fiable, no somos capaces de confiar nuestra felicidad al otro, ni somos capaces de hacer compromiso de hacer feliz a ese otro, que yo he elegido. Simplemente somos inmaduros al no proponernos un compromiso de por vida,creemos que no es posible, y no nos preocupamos de formarnos para que así lo sea. El aborto, el divorcio, la eutanasia, etc… es fruto de una sociedad que no acepta ser el guardián de su hermano, entrando en ese hermano, al no nacido, al anciano, a la pareja, al discapacitado, a la vecina…..

    Responder
  4. Antonio

     /  10 febrero, 2009

    Desgraciadamente esta visión que apuntas del matrimonio es la que hoy por hoy se repite con demasiada frecuencia. Que lejos ha quedado aquello de ser “Un sólo corazón”. hoy el “ser” ha dado paso al “tener”. Muy interesenate y enriquecedora tu reflexión.

    Responder
  5. Anibal, que gran verdad este post. Creo que hemos intercambiado los pasos de la comunicación en el matrimonio.
    En lugar de crear intimidad progresivamente, revelándonos el uno al otro en los distintos planos emocional, intelectual, espiritual, físico.. Se toma como prioritario el físico, el sexual, el afectivo, en detrimento de los demás…
    Asi ocurre que no se abraza a un ser o se entrega uno a un ser, sino a un cuerpo y se queda uno vacío..
    Porque, qué entregas? y ¿Qué recibes? cuesta mas conocerse y dejarse conocer, ser vulnerable…
    Y cuesta mas no juzgar, no intentar manipular o que el otro cambie y en su lugar, apoyar, empatizar, estimular.
    A mi me encanta tu post de “Intentaré no ser tu Cruz”… está en mis favoritos
    Un fuerte abrazo
    María

    Responder
  6. Estimado Anibal,
    Gracias por visitar mi blog. Estuve leyendo un par de artículos aquí y me gustó mucho tu manera de escribir. Tengo curiosidad por leer tu libro, siempre ando en búsqueda de material nuevo, e incluso me extraña no haber encontrado tu página antes. Me sentiría honrada si pudieras incluir un link a mi blog aquí, yo haré lo mismo con el tuyo. Gracias de antemano, y que Dios te bendiga en tu trabajo de difundir un mensaje de esperanza para aquellos que están haciendo un esfuerzo por lograr que la institución matrimonial, tan venida a menos hoy en día, sea el pilar fundamental para una vida balanceada y satisfactoria. Saludos!

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

  • Sobre mí

  • Elige tema

  • Mis libros

  • Únete a otros 2.400 seguidores

  • Actualizaciones de Twitter

    • 10 minutos escuchando "Por favor espera un poco, enseguida uno de nuestros agentes atenderá tu llamada" eso es banco senzillo? @wizinkbank 2 days ago
    • Maestro describiendo alma y corazón humanos y la psicología colectiva y ambiente europeo 1a mitad SXX #Zweig nunca… twitter.com/i/web/status/8… 5 days ago
    • Si algo hay que nos hace más y mejores personas es el amor. Bastan pequeños servicios, miradas acogedoras, adelantarse a los gustos del otro 6 days ago
    • #Vacaciones: tiempo también para compartir preocupaciones, anhelos .... para dedicar tiempo a los demás. En #familia crecemos como #personas 1 week ago
    • El tiempo de #vacaciones en #familia es propicia para crecer como personas: servir, dejarse servir, compartir momentos, hablar, sonreir ;) 1 week ago
A %d blogueros les gusta esto: