Lo que puedo hacer yo …. para mejorar mi matrimonio

Comienza en el hemisferio norte el nuevo curso y con él un nuevo tiempo de propósitos e ilusiones. Sería muy bueno centrar esas ilusiones en lo importante, comenzando por ejemplo por el matrimonio.

Para que los propósitos puedan llevarse a cabo es necesario en primer lugar creer en ellos, pero no un poco, sino absolutamente; sin miedos ni reservas. Sólo se puede vivir un matrimonio feliz si se está dispuesto a quemar las naves, a “poner toda la carne en el asador”, hay que atreverse.

Comencemos por pensar qué puedo hacer yo, no qué puede hacer mi pareja, ni siquiera qué podemos hacer los dos. Sólo en mí tengo posibilidades de actuar. Ya llegará el momento de considerar qué podemos hacer los dos.

Algunos ejemplos de aquello que puedo hacer yo:

Procurar una vida más agradable a mi cónyuge, haciendo lo que se que le gusta y evitando aquello que le desagrada. Si no conozco sus gustos, es el momento de descubrirlos. Por supuesto hay que evitar llevar la contabilidad de lo que hago, y mucho menos para echar en cara o comparar.

Llenarme de optimismo, confianza y buen humor. Esto tiene mucho que ver con no tomarme demasiado en serio, dramatizando lo menos posible. Los peores dramas son los que están en nuestra cabeza, generalmente no existen pero hacen mucho daño, contaminan. Cuando las cosas no vayan tan bien como pensábamos, fomentar la esperanza y mirar para adelante.

Presentar la batalla en las cosas pequeñas, en las posibles. La mejor manera de fracasar es comenzar con mucho ímpetu y sin concretar. La impaciencia será nuestro peor enemigo. Busquemos pequeños detalles que hacen la vida más agradable a nuestra pareja, puede ser una sonrisa, una caricia, servir un café, hacer un comentario amable, quitar importancia a lo que no lo tiene, un paseo, hacer en casa aquella labor que sabemos que menos le gusta …… Lo ideal es tomarse un tiempo, pensar esas pequeñas cosas y escribirlas.

Abandonar costumbres o comportamientos que nos hacen peores personas, programas de televisión basura, amistades inconvenientes, lecturas que desdicen del amor verdadero, aficiones que roban el tiempo al matrimonio.

Y por último, reafirmar nuestro amor en nuestra cabeza y en nuestro corazón. Permitir en nuestra inteligencia y afectividad solo aquello que nos mejora y hace mejor nuestro matrimonio.

Seguramente si queremos mejorar como personas, mejorará nuestro matrimonio.

Anuncios
Deja un comentario

4 comentarios

  1. Johne177

     /  19 septiembre, 2014

    I just like the helpful info you supply on your articles. I will bookmark your blog and take a look at once more here regularly. I’m somewhat sure Ill learn a lot of new stuff right right here! Best of luck for the following! ddkekgebkkdd

    Responder
  1. Lo que puedo hacer yo …. para mejorar mi matrimonio | Ser Audaces | Lunch time forum
  2. Lo que puedo hacer yo …. para mejorar mi matrimonio | Ser Audaces | A mí, háblame en Cristiano
  3. Lo que puedo hacer yo …. para mejorar mi matrimonio | Artículos del Club Sénior

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

  • Sobre mí

  • Elige tema

  • Mis libros

  • Únete a otros 2.368 seguidores

  • Actualizaciones de Twitter

A %d blogueros les gusta esto: